La ansiedad en el embarazo ¿afecta a tu bebé?

Redacción bbmundo · 26 diciembre, 2016

La ansiedad no solo te afecta a ti, también a tu bebé. No te preocupes por lo que no ha pasado, debes de estar e el presente.

ansiedad en el embarazo

De acuerdo con un estudio realizado por el Imperial College de Londres y la Universidad de Bristol, la ansiedad en el embarazo afecta a tu bebé y principalmente su cerebro.

La profesora Vivette Glover, que estuvo a cargo de la investigación, analizó los resultados del estudio y destacó que las mujeres que están muy ansiosas a la mitad de sus embarazos tienen muchas más posibilidades de tener un niño ambidiestro, un hecho vinculado con el autismo, la dislexia y la hiperkinesia.

Para esta investigación se analizaron las experiencias durante y posterior al embarazo de más de 7,400 mujeres británicas y sus hijos. Glover encontró que un mayor nivel de ansiedad a las 18 semanas de embarazo se asociaba con un aumento de entre un 20 y un 30% en la condición de diestros mixtos.

“teniendo en cuenta que no se evidenció ningún efecto en la ansiedad después del nacimiento, los resultados confirman la hipótesis de que los efectos del estado de ánimo de la madre se sienten durante el embarazo. Los resultados confirman pruebas sobre la importancia de la programación fetal en los humanos”.

Los científicos hacen una distinción entre la gente ambidiestra, capaz de usar cualquiera de las dos manos de forma absoluta, y los que tienen una mano favorita para cada tarea.

Para el estudio, se pidió a las madres que indicaran si a los tres años y medio, sus hijos usaban la mano derecha o izquierda para seis tareas —hacer un dibujo, lanzar una pelota, colorear algo, sostener un cepillo de dientes, usar un cuchillo y golpear cosas—. Los chicos que usaban cualquiera de las dos manos para dos o más tareas fueron clasificados como diestros mixtos —algo que encontraron en el 21% de los niños y el 15% de las niñas—.

A diferencia de nuestro familiar genético más cercano, el chimpancé, los humanos tienden a favorecer fuertemente una mano o la otra. Algunos científicos creen que esto fue crucial para la evolución del hombre ya que la división entre el lado derecho e izquierdo del cerebro, que son los que determinan si una persona será zurda, diestra o ambidiestra, afecta la forma cómo se desarrolla el cerebro.

Esto no significa que las personas ambidiestras contraerán necesariamente problemas como el autismo o la dislexia pero tienen a nivel estadístico más posibilidades de sufrirlos.

“Debemos tranquilizar a los ambidiestros y decirles que quizá no tengan problemas. Sólo hablamos de factores de riesgo. Pero controlar el estrés materno puede reducir la aparición de ambidiestros y trastornos asociados como la dislexia”, concluyó Glover.

Un estudio anterior a éste había mostrado que la ansiedad al final del embarazo aumentaba el riesgo del niño de tener problemas emocionales o de conducta a los cuatro y a los siete años.

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (3 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...