¿Qué es el Síndrome de Münchausen por poder?

Redacción bbmundo · 8 mayo, 2018

¿Conoces a un niño que se la pasa en el hospital sin tener una enfermedad bien diagnosticada? ¡Aguas! Puede ser víctima del Síndrome de Münchausen por poder

que-es-el-sindrome-de-munchausen-por-poder

¿Has escuchado hablar de padres de familia que inventan enfermedades a sus hijos? Esto no es un capítulo más de alguna película de terror, es un trastorno que padecen algunas personas como: padres, niñeras o abuelos, que se refleja por el hecho de provocarle o inventarle enfermedades a los niños.

El Síndrome de Münchausen por poder fue bautizado así por el Dr. Richard Asher, en 1951

 

Aunque aún no se tienen registros de cuántas personas padecen este trastorno también conocido como facticio impuesto a otro, es importante conocer a qué extremos puede llegar el adulto que es el causante de este tipo de maltrato infantil:

  • Añadir sangre a la orina
  • Darle medicamentos para provocarle vómitos y diarrea
  • No darle alimento al niño para que parezca enfermo

 

Revisa: Síndrome de Prader-Willi

 

Aunque el síndrome es más recurrente en hombres que conocen sobre prácticas médicas, se ha diagnosticado que también es frecuente en mujeres (de un 10% a 25%), en especial en madres que son capaces de maltratar a un niño para terminar en el hospital y su único objetivo es recibir atención y cuidados por parte del equipo médico del hospital.

En Alemania, según un estadísticas criminológicas, un 40% de casos de maltrato infantil es cometido por mujeres

Para entender la gravedad del Síndrome de Münchausen por poder, se llevó a cabo un proyecto piloto a nivel nacional dirigido por el Departamento de Psiquiatría Forense de la Clínica Universitaria de Wurzburgo donde se estudió el tema en 190 hospitales de niños alemanes. En total, se pudieron confirmar 91 casos, y sospechas firmes en otros 99.

 

Además: El síndrome del Niño Emperador

 

¿Cuáles son las señales en el niño?

  • El niño hace muchas citas al hospital y se le han practicado demasiados exámenes o cirugías.
  • La madre reporta los síntomas del niño. Los profesionales de la atención médica nunca ven estos síntomas. Desaparecen en el hospital, pero vuelven a empezar cuando el niño se va a casa.
  • Se encuentran fármacos o químicos en la orina, sangre o heces del niño.

 

Uno de los casos más sonados fue el de un pequeño de 5 años de nacionalidad chilena que había sido diagnosticado con otitis media crónica. Mientras se encontraba en el hospital, la madre fue sorprendida colocando un medicamento sin autorización médica. La madre recibió una orden de alejamiento y el pequeño recuperó la salud.

 

 

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (1 votes, average: 1,00 out of 5)
Loading...