Fábrica de burbujas ¡en casa!

Redacción bbmundo · 27 septiembre, 2014

Diviértanse juntos y pasen un increíble rato en familia.

Para crear burbujas, sólo necesitas:

  • Un recipiente de plástico
  • 12 tazas de agua fría
  • Una taza de jabón líquido (como el que se usa para lavar los trastes)
  • Una cucharada sopera de glicerina (que puedes conseguir en cualquier farmacia)

Paso a paso

1. Explícale a tus hijos que una burbuja es una capa delgada de líquido que rodea un poco de aire. El agua no es lo suficientemente flexible como para poder contener el aire, así que se le añade jabón para hacerla más elástica y glicerina para hacerla más resistente, por lo cual la burbuja no se revienta cuando el aire ejerce fuerza dentro de ella.

Para comprobar esto, sugiere a tus hijos que intenten hacer burbujas con agua y después que experimenten con la solución preparada.

2. Sugiéreles que hagan burbujas de todos los tamaños. Las versiones en miniatura pueden hacerse sumergiendo varios popotes de plástico en la solución y soplando suavemente.

Las burbujas en serie pueden hacerse pegando con cinta unos seis popotes y soplando después.

3. Utiliza limpiapipas (puedes conseguirlos en cualquier papelería). Sólo necesitas formar un círculo, dejando libre una parte del limpiapipas para que sirva de mango y tu hijo pueda sostenerlo.

4. Burbujas gigantes. Para hacerlas grandes te sugerimos utilizar un gancho de alambre para ropa y formar un círculo con éste, dejando también un poco de alambre libre que sirva como mango y que puedas cubrir con cinta para ductos (la plateada), con el fin de que tus hijos no se lastimen. Te recomendamos que cubras el alambre del gancho con limpiapipas para que retenga más solución.

Para que no se haga espuma, evita darle muchas vueltas al alambre cuando lo metas a la solución.

5. Organiza un concurso entre tus hijos y sus amigos para ver quién tiene los pulmones más fuertes. Pídeles que soplen sobre la superficie del líquido con una charola llena de solución para hacer burbujas y utilizando un popote, retirando el popote lentamente conforme vaya agrandándose la burbuja.

Otra actividad divertida es fabricar burbujas congeladas. Sólo se necesita un plato en el que verterán un poco de solución, después soplarán en él para formar las burbujas y meterán el plato al congelador.

¿Te gustó esta nota? Califícala
no me gustópuede mejorardos tresme gustame encanta (5 votes, average: 4,00 out of 5)
Loading...